Con una solución de luz a medida los edificios industriales modernos no solamente pueden iluminarse de forma funcional, sino también pueden ponerse en escena de manera estéticamente atractiva. La luz se utiliza para acentuar los detalles arquitectónicos y para poner en el enfoque objetos y edificios enteros. Los rótulos y las zonas de entrada que se iluminan de forma precisa a través de estelas de luz y luminarias empotrables facilitan la orientación de los visitantes.

 

De esta forma, la fachada de un edificio se convierte en un emblema representativo ampliamente visible y atractivo de una empresa, sobre todo por la noche. Una importante tendencia en el sector en lo referente a la iluminación de fachadas son las soluciones de iluminación que sirven para poner unos acentos de color individuales de forma flexible y según la ocasión.